Sunday, March 13, 2016

El Mensaje Oculto En Las Películas de Pixar

fuente: Discover Magazine traducción: Contra el Nuevo Orden Mundial 
 
He aquí un interesante artículo sobre los mensajes subyacentes filosóficos que se encuentran en diversas películas de Pixar. El autor del artículo descubrio un tema recurrente transhumanista en la mayoría de las características de esta empresa, junto con una visión específica sobre la definición de ser "humano". Aunque el autor concluye diciendo: "A través de Pixar, nos hemos abierto a un futuro mejor", voy a ser un poco menos entusiasta y terminar diciendo "A través de Pixar, nos hemos programado para una visión específica del futuro". Aquí está el artículo de la revista Discover:



Me encanta Pixar. ¿A quién no? Las historias están magníficamente elaboradas, los personajes son ricos, hilarantes, y únicos, y las imágenes se renderizan con amor. Sin equivocarse, la voz icónica de John Ratzenberger hace un cameo en un personaje un poco bullicioso. Incluso si usted no ha visto todas las películas que han hecho (me niego a ver Cars y su absurda secuela), existe una consistencia y calidad a las producciones de Pixar que es difícil de negar.

La cultura popular es a menudo desestimada como
una tarifa vacía de "palomitas de maíz". Las películas animadas se encuentran doblemente tachadas de "para los niños" y por lo tanto nada que tomar demasiado en serio. Pixar ha echado por tierra las expectativas de producción de arte cinematográfico de éxito, solo con peces en nuestros tanques de agua e insectos en nuestros patios traseros. Las películas de Pixar contienen un complejidad, matiz, esencia filosófica y política que, cuando se ve a través de corpus completo de la empresa, comienza a surgir con cierta claridad.
Enterrado dentro de esa bondad constante y complejidad existe un mensaje oculto.

Ahora, esto no es el estándar de "películas Disney de doble sentido y con imágenes de sexo ocultas en todas las películas". Entonces, usted preguntará incrédulamente, "¿Qué podría uno de los equipos más queridos y respetados de cineastas de nuestra generación esconder de nosotros?" Antes de desechar a mi reclamo, tenga en cuenta lo que está en juego. Cientos de millones de personas han visto las películas de Pixar. Muchos de esos observadores son niños que están formando su comprensión del mundo. La forma en que toda una generación ve la vida y la realidad se ve determinada, en parte, por Pixar.

¿Qué pasaría si te dijera que nos estaban preparando para el futuro? ¿Qué si te dijera que las películas de Pixar afectarán a cómo se definen los derechos de millones, quizá billones, en el próximo siglo? Sólo analizando la colección como un todo podemos ver el concepto subliminal que se está perforando en nuestra mente colectiva. He descubierto la llave maestra para descifrar el mensaje oculto que figura en el canon de Pixar. Vamos a volver a activarla.

Antes de comenzar, les pido que vea el video a continuación. Leandro Copperfield presenta este tributo de siete minutos de "La Belleza de Pixar." Pantalla completa. HD. Te reto a no ser conmovido.



La gente ama estas películas. Ellos son una parte de nuestras vidas y de nuestra cultura. Pixar ha ingeniosamente construido un universo de criaturas y seres queridos que pueblan nuestra conciencia popular. El análisis que sigue está en el espíritu de reverencia y respeto por la gran contribución que Pixar ha hecho a nuestro mundo.

Para entender las películas de Pixar, primero hay que volver a Disney antes de que Toy Story fuera puesto en libertad - para ser exactos, El Rey León. Además de ser mi favorita adaptación de Shakespeare, El Rey León es la única película de Disney hasta la fecha con cero referencias a la existencia de los seres humanos. Disney y Pixar rara vez tienen a los seres humanos como las entidades individuales inteligentes en sus películas. Excluyendo parcelas que requieren de magia, personajes no humanos en las películas de Disney son o animales antropomorfos (por ejemplo, caminar erguido, vestidos con ropa, bebiendo en vasos) que ocupan el lugar de los seres humanos (por ejemplo, Robin Hood o Los equipos de rescate) o son animales con un prenatural conocimiento y la capacidad para interactuar con los seres humanos salvajes (por ejemplo, El libro de la selva o Tarzán). El Rey León se destaca en que el universo es únicamente animal. No hay basura en el Serengeti, hay aviones sobrevolando, no hay animales con sombreros o caminando sobre las patas traseras no naturales. Ni siquiera puedes descifrar cuando tiene lugar la historia, porque no hay referencias humanas para calcular una aproximación. Salvo por el hecho de que Zazu tiene "Un manojo precioso de cocos", no hay evidencia de que los personajes dentro de El Rey León siquiera sepan que los seres humanos existen.

El Rey León nos da una pizarra limpia. Sabemos como luce un mundo no-humano. Ahora podemos abordar cómo Pixar maneja la gente.


La relación entre los seres humanos y los personajes no humanos es fundamental para la comprensión de las películas de Pixar. Hay ciertas reglas en las películas de Pixar que hacen las cosas mucho más interesantes que la media de cuento de hadas de Disney. La primera es que no hay magia. Ningun problema es causado o solucionado con el mover de una varita. En segundo lugar, todas las películas de Pixar ocurren en el mundo de los seres humanos (entienden por qué excluire Cars? Es ridículo y fuera de lugar para Pixar). Incluso en películas como Bichos y Buscando a Nemo, en el que los seres humanos sólo existen como telón de fondo para la acción, la presencia de la humanidad en la historia es esencial. Las dos primeras reglas son bastante directas: El universo donde habitan los personajes de Pixar  no es mágica y es co-habitado por humanos.

La tercera regla es que al menos un carácter principal es un ser inteligente que no es un ser humano. Esta regla es un poco compleja, por lo que vamos a profundisar. Hay dos tipos de papeles humanos en las películas de Pixar. La primera es humana como villano. En películas como Toy Story 1, 2, y 3, Bichos y Buscando a Nemo, los protagonistas son todos los no-humanos. Personajes auxiliares como Sid, el Colector, y Darla no son personajes principales. Una descripción más exacta sería que se tratan de piezas de medio ambiente y, en ocasiones, interpretando el papel de apoyo antagonista. El segundo tipo de Pixar es un humano como socio. En estas películas, el protagonista se hace amigo de un ser humano como parte del viaje del héroe: Remy, Colette y Linguini, WALL-E, EVE, María y Juan, Sully, Mike y Boo; Russell, Carl, Kevin y Dug. Estos son los equipos heroicos de sus respectivas películas.

En cada película de Pixar, al menos un miembro del equipo es humano y por lo menos un miembro no es humano sino que posee un nivel humano de inteligencia.

Usted puede ver a donde voy aquí. Particularmente en WALL • E, Ratatouille y Up! no hay ambigüedad sobre la realidad de la inteligencia en los personajes no humanos. Cada película de Pixar nos invita a aceptar una desviación de nuestra realidad. Si bien parece que la desviación es diferente en cada caso (por ejemplo, los monstruos son reales, los robots pueden caer en el amor, los peces tienen un sentido de la familia, Kevin es una niña, una rata puede cocinar), el simple hecho es que Pixar sólo nos pide a aceptar una idea y otra y otra vez:


Los no humanos son seres con sentimientos. Esa es la diferencia fundamental entre el universo de Pixar y nuestra realidad actual.

Esa idea sólo bastaría para demostrar que las películas de Pixar son más que propaganda para el concepto de
la personalidad no-humana. Pero ahí es donde comienza el mensaje oculto.



Lo que hace que estas películas tan asombroso y el mensaje tan poderoso es el arco de la historia de la narrativa humana como socio. La historia comienza con la vida no humana entre un entorno familiar. Ya se trate de WALL-E solo entre la basura, Remy con su familia masiva, o Sully y Mike Wazowski en su camino al trabajo, se nos presenta al héroe en relativa normalidad. Sin embargo, cada uno de estos personajes se desvían de sus compañeros no-humanos. Remy quiere cocinar. WALL-E se enamora. En cada caso, la desviación no humano causa un ostracismo. Dug fue expulsado por su ineptitud y Sully y Mike son desterrados a vivir con el Abominable Hombre de las Nieves.



En el ostracismo, sin embargo, el no humano se encuentra con un humano. Remy, perdido en la cocina, se reúne con Linguini. Kevin y Dug se asocian con Carl y Russell. El comportamiento desviado actúa como un catalizador para la primera interacción. Además, el humano es también desviado. Boo no tiene miedo de los monstruos. Juan y María (las dos personas que ayudan a WALL-E y EVE) salen de sus sillas estacionarias y apartan la mirada de las pantallas. Carl se escapa del hogar de ancianos con un globo dirigible de la casa. Un equipo se forma cuando los forasteros mutuos reconocer un sentido compartido de propósito. Rebeldes humanos y no humanos por igual se buscan entre sí. En los esfuerzos de combinación, sin embargo, el equipo de dobles de su oposición, con las mayorías normativas no humanas y humanos rechazando y condenando su comportamiento. Remy es criticado por su padre y se aleja a sus amigos mientras Linguini pierde el respeto de toda la cocina y está en riesgo de tener el restaurante cerrado por violaciónes de salud. Hay un alto costo por falta de conformidad.



El nuevo es visto como peligroso y por tanto temido. Los humanos de Pixar como películas partners enfatizan que si una inteligencia no humana surge, ya sea una rata o un robot o un extranjero monstruoso, no habrá una bienvenida con los brazos abiertos por ambos lados.



La victoria en la batalla por los derechos y el respeto de ambos grupos provienen de un acto de la personalidad ejemplar y humanidad por los que se atreven a romper filas con su clase. Así, el arco humano como socios termina con la capitulación de los que se negaron a reconocer la personalidad de los no-humanos y una gran recompensa a aquellos que aceptaron los no-humanos como personas semejantes. En Monsters Inc. Mike y Sully descubren que la risa produce mucha más energía que gritos. En Ratatouille Anton Ego tiene una epifanía y da uno de mis discursos favoritos de todos los tiempos, en respuesta a un flashback proustiano que experimenta después de comer el un platillo de Remy. En WALL • E nada menos que el género humano se salva del borde de la auto-inducida extinción. En resumen, los beneficios para la humanidad son enormes en todos los casos que las personas no humanas son tratados con respeto.

Hay una película de Pixar que no se ajusta bien a los seres humanos como villanos o los seres humanos como estructura de socios: The Incredibles. En lugar de protagonistas no humanos, tratan a super-humanos protagonistas y antagonistas. Sin embargo, la lucha de los marginados a redentores es el mismo, sólo que esta vez, es porque los humanos super-humanos se unen como una familia. Lo que permite a los Increíbles tener éxito no es que son sobrehumanos sino que son humanos, que aman, apoyan y protegen a los otros. En consecuencia, la sociedad que una vez temieron y desterraron ahora los ven no como "otros", sino como miembros de la humanidad.

Tomados en conjunto como un todo narrativo, los diagramas del canon de Pixar serán probablemente una batalla principal de este siglo por los derechos de la personalidad - en tres etapas.

Primero están las historias de los seres humanos y villanos, en el que los seres no-humanos descubren y desarrollan la personalidad. Quiero decir, el arco del personaje Buzz Lightyear es acerca de su ser consciente de sí mismo como un juguete. Estas películas representan la personalidad naciente entre las entidades no humanas. Para el espectador, empezamos a ver cómo algunos animales y objetos que vemos como sin sentido pueden tener vidas internas de las que somos conscientes.

En segundo lugar están los seres humanos como historias de socios, en los que los no humanos
excepcionales y humanos excepcionales comparten un momento de reconocimiento mutuo de personalidad. El momento en que se da cuenta de Linguini que Remy le está contestando sólo es superado por el momento en que Remy se muestra a Ego en torno a la cocina - tales transformaciones hermosas del "otro" en el mismo. Estas películas representan las primeras incursiones de personas no humanas en la búsqueda de la paridad con los seres humanos.


En tercer lugar, y por último, están los Incredibles, lo que convierte la ecuación de la personalidad en su cabeza. En vez de retratar la lucha por los no-humanos para ser aceptados como humano, Los Increíbles muestra cómo el mejoramiento humano, más allá de la norma humana, provocará reacciones igualmente fuertes de repulsión y oterizacion. El mensaje, sin embargo, es que los rasgos humanos que valoramos no tienen nada que ver con nuestras facultades físicas sino que se basan en nuestras obligaciones morales y emocionales. Beneficencia y coraje necesitan humanidad mucho más que fuerza bruta. Los increíbles enseñan una lección sorprendente: el  mejoramiento humano no te hace inhumano, las decisiones que tomas y la manera en que tratamos a los demás determina la forma humana que realmente eres (Nota Jhonkbn: Otra forma hollywoodense de introducir el trashumanismo).

Pixar ha dado a aquellos que luchan por la personalidad las narrativas necesarias para convencer al mundo de que los no-humanos que muestran características de una persona merecen los derechos de una persona. Para cada categoría hay un personaje: los animales levantados (Dug), especies inteligentes (Remy y Kevin), robots (WALL-E, EVE), y monstruos (Sully y Mike). Luego está la familia Increíble, transhumanos con superpoderes. A través de las películas, estas entidades extrañas se convierten inequívocamente en familiares, tan claramente a fínes a nosotros.

El mensaje oculto en el interior de las películas de Pixar es la siguiente: la humanidad no tiene el monopolio de la personalidad. Cualquier forma de inteligencia no-humana o super-humana, tendrá almas valientes en ambos lados para defender lo que es correcto. Si somos capaces de cumplir con esta carga, la humanidad y el mundo en que vivimos será mejor para él.

Toda una generación se ha criado con las semillas subconscientes de estas ideas plantadas en el fondo. Como la historia se mueve hacia adelante y la tecnología con ella, estas cuestiones ya no serán solo la imaginación de las películas y la ficción, sino de la política. Pero Pixar ha resuelto el debate de la personalidad antes de que llegue. Al ver nuestras películas favoritas, nos han enseñado que el ser humano no es lo mismo que ser una persona. Hemos demostrado que las personas y formas de la personalidad puede venir de cualquier parte. A través de Pixar, nos hemos abierto a un futuro mejor... (para el nuevo orden mundial)

No comments: